Consejos para cuando estés presentando el TOEFL

 

1. Utiliza tu tiempo de forma inteligente.

Cada sección tiene un tiempo límite, calcula lo que puedes tardar en cada pregunta y mantén un ritmo constante. Si no puedes contestar una pregunta, márcala para volver a ella más tarde.

Nuestro cerebro funciona de forma interesante, mientras trabajes otras respuestas, seguirá procesando la pregunta que no pudiste resolver, y probablemente lo resolverá sin que pierdas tiempo estando estancado.

En caso de que te sobre tiempo en una sección, no dejes que tu mente divague, tienes que mantenerte ocupado o perderás tu ritmos, te aconsejo que vuelvas a leer tus respuestas para asegurarte de que estén bien.

Lo importante es que te mantengas concentrado y no pierdas el ritmo. Esto no significa que debas acelerarte, toma el tiempo debido para analizar cada respuesta y asegurarte de que tengas las correcta.

 

2. Sigue las instrucciones con atención.

Presta mucha atención a las instrucciones. Antes de comenzar la sección asegúrate de comprenderlas bien. Muchas personas fallan en su examen debido a que dejan pasar detalles pequeños, algo que se pudo evitar si hubieran seguido cuidadosamente las indicaciones.

Si las instrucciones están por escrito, te recomiendo leerlas cuando menos dos veces, repásalas en tu mente y razónalas apropiadamente. Si las indicaciones son habladas, deja todo lo que estés haciendo y escucha.

Si te preparaste adecuadamente, no tendrás problemas con esta parte, ya que debiste haber repasado este punto algunas veces.

 

3. Responde de forma sistemática.

Desarrolla un sistema para resolver las preguntas, de esta manera serás más eficiente y certero al responder.

Si estamos tratando con opciones múltiples, lee con detenimiento la pregunta y piensa en una posible respuesta. Después analiza los incisos y descarta lo que creas que están totalmente equivocados. Empata los incisos restantes con tu posible respuesta y sabrás que es la correcta.

Si te encuentras en la sección que evalúa tu redacción, toma unos segundos para estructurar en tu cabeza lo que escribirás, así te será más fácil expresarte de forma coherente, además podrás ponerle más atención a tu gramática. También usa palabras sencillas, así es más seguro que las escribas bien y restan puntos por mala ortografía.

La parte oral es un poco complicada, ya que tomará en cuenta tu fluidez, acento y que tan fácil es entenderte. Mi mejor recomendación es que te relajes y des respuestas concisas. Mientras más sencillo sea comprender lo que dices, mejor será la puntuación que recibirás.

 

4. Usa ropa cómoda.

Lleva la ropa en la que te sientas más cómodo. Este no es un consejo muy académico, pero estarás durante más de 2 horas sentado, probablemente en un salón, entonces no será muy fácil concentrarte después de un tiempo.

A esto le podríamos agregar que comas algo ligero y vayas al baño antes de empezar. Todo lo que consideres necesario para realizar tu evaluación lo más confortablemente posible.

La concentración es muy importante, y créeme, esto podría hacer la diferencia cuando te quedé una hora de examen y estés pensando en que necesitas ir al baño.

 

5. Responde todas las preguntas.

Esta es la recomendación más habitual que encontrarás en Internet. Si piensas en probabilidades, tendrás una mayor oportunidad de acertar por el simple hecho de responder.

Aunque ten cuidado, en las situaciones que no tengas ni idea de cuál podría ser una contestación correcta, mejor déjala en blanco, muchos errores podrían afectar tu puntaje en forma negativa, especialmente en las secciones oral y escrita.

Lo sé, esto puede llegar a ser una decisión un poco complicada, pero si seguiste todos los consejos en esta guía, entonces lo más seguro es que tengas que pasar pocas veces por este predicamento.

 

6. Relájate.

Cuando estás relajado piensas con más claridad, eres más analítico y tienes un tiempo de respuesta más eficiente. Si lo piensas detenidamente esto es precisamente lo que necesitas en el momento de hacer tu prueba TOEFL.

Algo que me sirve para mantener la calma durante un examen, es ordenar todo el lugar donde lo presentaré en cuanto llego, así me siento más cómodo y en control de mi entorno.

Si te preparaste con tiempo, todo lo que tienes que hacer es concentrarte, poner atención y relajarte.

 

 

Tomado de: http://englishlive.ef.com/es-mx/blog/que-es-el-examen-toefl/

 

 

 

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecisiete − 13 =

*